Nuestro objetivo es ser un criadero modelo de Dogo de Burdeos, apostando a la excelencia de sus ejemplares, para lo que importamos líneas europeas, con los mejores pedigríes, verificando además que sean perros sanos y libres de enfermedades genéticas.

Trabajamos para fortalecer los lazos de amistad con otros criadores alrededor del mundo que compartan el afecto y admiración por ésta raza, en una red solidaria que amplíe el conocimiento y aprecio de la misma.

Nuestros cachorros se entregan con toda la documentación requerida: pedigrí, vacunas, certificado de buena salud.

Somos miembros del Kennel Club Uruguayo y del Club Argentino de Dogo de Burdeos.

Además de Uruguay, hemos enviado ejemplares a varios países, llevando así felicidad a sus nuevos dueños.